domingo, 24 de marzo de 2013

LA NUEVA RELIGION MUNDIAL

Estos párrafos son de los libros del Maestro Tibetano -por Alice A  Bailey-        
 
A todas las verdades mencionadas, esenciales para el desarrollo humano, debe agregarse otra verdad que apenas es presentida, porque es la verdad más grande que hasta ahora se ha presentado a la conciencia del género humano. Es más grande porque está relacionada con el Todo y no únicamente con el hombre individual y su salvación personal. Es una ampliación del acercamiento individual a la verdad. Digamos que es la verdad que concierne a los grandes Acercamientos cíclicos de lo divino a lo humano. Todos los salvadores e Instructores del mundo son símbolo y aval de dichos acercamientos. En ciertos momentos trascendentales, a través de las épocas, Dios se acercó a Su pueblo, y al mismo tiempo la humanidad hizo grandes esfuerzos, aunque muchas veces inconscientemente, por acercarse a Dios. Desde cierto ángulo puede considerarse que Dios trascendente reconoce a Dios inmanente, y que Dios en el hombre va en busca de Dios en el Todo, y mas grande que el Todo. En lo que respecta a Dios, que actúa a través del Guía de la Jerarquía espiritual y de sus Miembros, el esfuerzo fue intencionado, consciente y deliberado; en lo que respecta al hombre, dicho esfuerzo fue en el pasado mayormente inconsciente, y la humanidad se vio obligada a realizarlo, debido a lo trágico de las circunstancias, la desesperada necesidad y el impulso de la conciencia erística inmanente.

 La tónica de la Nueva Religión Mundial es el Acercamiento Divino. “Acércate a Él y Él se acercará a ti”, es el mandato que surge de la Jerarquía, con nuevos y claros acentos. El gran tema de la Nueva Religión Mundial será la unificación de los grandes Acercamientos divinos; la tarea de las iglesias consiste en preparar a la humanidad, por medio de movimientos espirituales organizados, para el quinto e inminente Acercamiento; el método a implantar será el uso científico e inteligente de la Invocación y Evocación, más el reconocimiento de su maravillosa potencia; el objetivo del venidero Acercamiento, del trabajo preparatorio y de la invocación, es la revelación –revelación que siempre ha sido dada cíclicamente y que ahora está en condiciones de ser aceptada por el hombre.

Cambia la naturaleza de la civilización y la cultura de la humanidad en un período dado. La Jerarquía utiliza esta fuerza cuando tiene lugar cualquier encuentro de energías de rayo. La cultura es la primera en cambiar, porque toda cualidad básica cambia siempre de arriba abajo, y los intelectuales son los primeros en ser sensibles a las diferencias entrantes. Entonces los cambios de la forma invierten automáticamente el proceso. De esta manera se producen inevitablemente puntos de unión en todo el proceso evolutivo. Cuando los científicos, que se ocupan de la teoría y procesos de la evolución, acepten y estudien el procedimiento de los rayos, se producirán definitivos cambios en la actitud y habrá un acercamiento más estrecho a la verdad. Este concepto se halla también detrás de la enseñanza que he impartido sobre los Grandes Acercamientos que deben tener lugar (y que lo tendrán dentro de breve tiempo) entre los reinos cuarto y quinto de la naturaleza. La Jerarquía es el núcleo dinámico y viviente del quinto reino.

Les he inculcado la creencia de que toda información que he dado sobre la relación Buda y Cristo, Jerarquía, Humanidad y Shamballa, formará parte de la nueva y futura religión mundial, y que el tema de los Grandes Acercamientos constituirá el fundamento básico de la futura enseñanza espiritual. Esto también deben tenerlo presente, porque el trabajo que se les pide realizar en las lunas llenas venideras (Aries, Tauro y Géminis) y también durante las menos importantes lunas llenas del año, está relacionado no sólo con la emergencia actual, sino también en forma constructiva con la futura creencia de la humanidad.

Nos acercamos al punto culminante del año espiritual. Es inminente y posible el mayor Acercamiento de todos los tiempos. Mucho depende de los aspirantes y discípulos del mundo, particularmente de quienes están ahora en encarnación física. Un mayor contacto entre Shamballa y la Jerarquía, para el cual los iniciados y Maestros se han preparado durante siglos, está en proceso de Consumación. En breve tiempo daré mayor información sobre el tema, con la intención de introducir en la Tierra la simiente de la nueva religión mundial, que en una instrucción anterior sobre los Grandes Acercamientos indiqué que podría fundarse y que conduciría a iniciar verdaderamente una creencia universal que satisfaría la necesidad de la humanidad durante mucho tiempo. Lo único que pido hoy es que empiecen ya una muy cuidadosa preparación para el acontecimiento inminente en el momento de la Luna llena de Tauro, de modo que las energías puestas entonces en movimiento, puedan ser ayudadas por el pensamiento dirigido, y ustedes mismos entrar más plenamente en la corriente de la fluyente vida.

Esta nueva forma de religión, será en realidad la Religión de los Grandes Acercamientos -acercamientos entre la humanidad y los grandes Centros espirituales que actúan detrás de la escena, entre grupos de trabajadores en el plano físico y en los tres mundos de la evolución humana, y grupos espirituales en los planos internos, tales como los Ashramas de los Maestros y los grupos de almas, con los cuales todos los seres humanos están en relación subjetiva, relación generalmente desconocida.

Débilmente sentida por la conciencia humana en evolución, se cierne otra emergente verdad de naturaleza más importante, porque está relacionada con el Todo, no sólo con el hombre individual y su salvación personal. Es una ampliación del acercamiento individual a la verdad. Llamémosla verdad de los Grandes Acercamientos Cíclicos de lo divino a lo humano, de la cual todos los Instructores y Salvadores del mundo fueron símbolo y garantía. En ciertos grandes momentos, a través de las edades, Dios se acercó más a Su pueblo, y la humanidad (ciega e inconsciente de su objetivo) hizo al mismo tiempo grandes esfuerzos para acercarse a Dios. Dios hizo esto consciente intencionada y deliberadamente, y el hombre lo hizo mayormente inconsciente, u obligado por la tragedia de las circunstancias, la desesperada necesidad y el anhelo impulsor del alma colectiva. Estos Grandes Acercamientos pueden ser trazados a través de los siglos, y cada vez que tuvo lugar uno de ellos, significó una comprensión más clara del propósito divino, una nueva y fresca revelación, la institución de alguna nueva religión y la emisión de una nota que produjo una nueva civilización y cultura, o un nuevo reconocimiento de la relación entre Dios y el hombre, o entre el hombre y su hermano.

He citado anteriormente las verdades fundamentales sobre las cuales descansará la nueva religión mundial. Sugeriría que el tema de la religión venidera sea el de los grandes Acercamientos, pues destacará nuevamente el amor de Dios por el hombre, como lo evidencian estos Acercamientos divinos, y también la respuesta del hombre a Dios según la palabra: “Acércate a Dios y Él Se acercará a ti”, y en sus ritos y ceremonias se ocupará del aspecto invocador y evocador del llamado espiritual.

 Existe un punto peculiarmente interesante, que quizás pueda esclarecerse. Dios o cualquier palabra que emplee para designar al Originador de todo cuanto existe, reproduce constantemente para Su pueblo estos dramáticos acercamientos. Al hacerlo y a medida que transcurre la historia deben surgir y han surgido inevitablemente dos grandes tipos de Avatares. Existen ante todo, Aquellos que personifican en Sí Mismos los grandes acercamientos del alma. Existirán (les pido que observen el cambio operado en el tiempo del verbo) Quienes personificarán acercamientos humanos o actividades análogas a las que realiza la personalidad en los acercamientos del alma. Éstos son denominados en términos esotéricos, “los Avatares de descendencia logoica en el Sendero radiante de...” y “los Avatares de descendencia divina en el Camino de Reivindicación”. (No puedo traducir con más claridad estos términos, ni encuentro palabras adecuadas que califiquen el sendero radiante.)

Por lo tanto, el Maestro K. H. está constantemente en estrecha asociación con el Cristo, el guía de la Jerarquía. Actualmente, el Cristo, con la ayuda del Señor del Mundo y del Buda, Se está preparando para la más difícil de las tareas que tuvo que enfrentar hasta ahora. No se trata únicamente de que el Cristo surja del Lugar Elevado donde se halla y aparezca repentinamente entre los hombres; no es asunto de que Él asuma la forma de un niño y a medida que crece vaya aprendiendo Su tarea con el correr de los años; tampoco es el caso de que Él sea instantáneamente reconocido y aclamado por millones de sufrientes seres humanos que esperan la liberación. Ninguna de estas ideas o esperanzas, forma parte de Su plan ni son factibles. Ningún miembro de la Jerarquía, y ciertamente su Guía Supremo, intentaría algo que está destinado a fracasar; el Plan así presentado iría al fracaso, porque si se esperara tener éxito en estas líneas comunes imprescindiblemente fracasarían, debido al grado de sensibilidad alcanzado por la humanidad.
  

sábado, 23 de marzo de 2013

SOMOS EXTRATERRESTRES

Curioso párrafo que acabo de encontrar en un libro del Maestro Tibetano (por Alice A Bailey)


 Permítanme aclarar desde principio que en esta cuestión de la “vida extraterrestre” no estoy hablando de pequeños hombres verdes viniendo en naves metálicas con velocidades superiores a la de la luz. El sueño de ser salvados de la muerte o la extinción física por la tecnología o el ingenio de nuestros intelectos (o el de otras personas) es solamente un sueño. La tecnología y la creatividad no “salvarán a la humanidad”. El amor lo hará. Las distancias cósmicas son demasiado vastas. No podremos recorrerlas en nuestros cuerpos o en naves espaciales, no importa cuán capaces se vuelvan nuestros científicos. No tenemos ni el tiempo ni el espacio. Saturno es una limitación espacio / temporal. No puede ser superado por lo que se halla confinado en tiempo y espacio. Los extraterrestres no vendrán a ayudarnos hasta que reconozcamos que nosotros SOMOS los extraterrestres. Ya hemos llegado.

martes, 19 de marzo de 2013

PRECIENCIA- RAZONES SOBRE CIELO-INFIERNO.

LAS RAZONES OCULTAS SOBRE EL CIELO O EL INFIERNO.

Sabemos que nuestros cuerpos están formados por devas de todos los planos, físico-eterico, emocional y mental. Sabemos que estos devas evolucionan a través de su inmersión en la materia de todos los planos. Sabemos que las energías del entorno o cósmicas, nos llegan a través de todos los chakras. También sabemos que las energías mas densas las emitimos a través del chakra sacro, el chakra que tiene 6 pétalos totalmente abiertos en la actualidad. Aquellos que tienen el chakra sacro de cada cuerpo plenamente activo, están anclados al goce de los placeres más bajos de este plano físico cósmico, responden al 666 y pueden ser llamados Anticristos.

Así tenemos que aquellas personas que se aferran toda su vida a estos placeres o que se aferran a los bienes materiales, respondiendo al impulso involutivo de los devas y que no han sido capaces de responder al influjo del alma, cuando dejan sus cuerpos, las energías acumuladas en los átomos permanentes de dichos cuerpos, hay gran cantidad de energía acumulada que hay que disipar antes de proseguir su camino hasta la próxima vida y eso causa el grandísimo dolor al repasar las lecciones terrenales sin que haya ningún cerebro ni otro mecanismo de escape entre el alma y el cascarón del cuerpo en cuestión.

Ha violado todas las leyes humanas, se ha dejado arrastrar por el camino más fácil, no ha sabido manejar las energías puestas a su disposición y ha sido totalmente egoísta en su comportamiento, por ello, en el tránsito por su devachán, tendrá que sufrir la regencia de esas energías tan bajas y no podrá disfrutar del elevado nivel de conciencia que han conseguido aquellos que han prestado servicio altruista a la humanidad desde el lugar en que sus almas se han colocado.

lunes, 18 de marzo de 2013

TRABAJO CONTRA LA SEPARATIVIDAD

En esta nueva etapa, abierta por la elección del Papa Francisco, tenemos un nuevo reto ante nosotros. Por una parte reconocer el esfuerzo que dicho Papa está haciendo por renovar la iglesia católica y por otra reconocer su pertenencia al Nuevo Grupo de Servidores del Mundo.
Si estás de acuerdo con lo que aparenta, envíale tus oraciones o tus energías para que tenga la fuerza necesaria y pueda "limpiar las cuadras del palacio del rey" y Cristo pueda aparecer nuevamente en la escena pública de forma física y todos podamos reconocerle.
Xavier, 18.03.2013


Extracto del libro LA EXTERIORIZACION DE LA JERARQUIA" de Alice A. Bailey
 
Los que tratan de servir a la humanidad y unirse al esfuerzo jerárquico para curar a un mundo dolorido, deben aprender a penetrar detrás de las apariencias, de los métodos y esquemas, de los resultados y efectos, en el plano físico, y tratar de esta­blecer contacto con las fuerzas de Shamballa o de la Jerarquía, y con la necesidad humana que ha producido estas expresiones, y considerarlas por lo que son –no como sistemas caducos y es­fuerzos infantiles para mejorar, sino planes embrionarios por los cuales, oportunamente, podrá llegar la liberación, la cultura y la civilización de la nueva era. Si tratan de llevar la iluminación a los lugares oscuros de la Tierra (es decir, a las mentes de los hombres), entonces deberán ver con claridad y relacionar lo abstracto y lo concreto, de manera que pueda verse en sus propias  vidas un idealismo actuante; sólo así podrá verse también un idealismo activo de carácter nacional, racial y humano. Debe em­plearse tanto la cabeza como el corazón, y esto muchas personas vehementes tienden a olvidarlo. Al realizar este esfuerzo ¿podrían trabajar a alta tensión –tensión producida por la interrelaci6n de la cabeza y el corazón, actuando en forma creadora por inter­medio del  centro laríngeo— esotéricamente entendido? En esta última frase he expresado para los discípulos, la índole del es­fuerzo que deben realizar.

 

La mejor manera de servir, de parte de los pensadores del mundo y el nuevo grupo de servidores del mundo, es reconociendo lo que le sucede al género humano como un todo y lo que ocurre detrás de la escena; lo de mayor importancia es el desarrollo de la conciencia humana, en respuesta a las condiciones presentes en cualquier país o países; recién ahora el "estado mental humano" está comenzando a centrarse en las cosas importantes y a expre­sarse en forma viviente. Los pensadores y servidores deben aprender a concentrarse en la conciencia que empieza a despertar, y no en los movimientos superficiales. Este despertar avanza sa­tisfactoriamente y a grandes pasos hermanos míos. La forma o formas podrán sufrir, pero la percepción intrínseca del hombre está llegando a ser en este siglo expresivamente divina.

 

Las otras dos fuerzas que tienden a acrecentar la tensión ya prevaleciente en el mundo son:

 
1.      Las fuerzas del materialismo, que afluyen a los tres mun­dos desde las así llamadas "Fuerzas Oscuras" o Logia Negra, y de esos grupos de vidas y de trabajadores que son la antítesis de la Gran Logia Blanca.

 
2.      La fuerza que emana de ese sector de la humanidad que reside en todas partes del mundo y denominarnos el pue­blo judío. Lo expuesto no se refiere específicamente a ningún individuo, sino que considero el problema mun­dial centrado alrededor de los judíos como un todo.

 
Ambas fuerzas complican grandemente el problema que en­frentan la humanidad y la Jerarquía, pero debe recordarse que producen también el equilibrio tan necesario para el estableci­miento de las condiciones correctas.


Poco puedo decirles acerca de las Fuerzas Oscuras. No cons­tituyen un problema para la humanidad sino para la Jerarquía. La tarea de estas fuerzas consiste en preservar la forma y desarrollar los métodos y objetivos inherentes a los procesos de la manifestación. La Logia Negra, según se llama, se ocupa del as­pecto forma de la manifestación y la Logia Blanca del aspecto conciencia. Por lo tanto, podría decirse que:
 

1.    Shamballa se ocupa de los impulsos graduados del aspecto vida.


2.    La Jerarquía se ocupa de la serie de expansiones gra­duadas del aspecto conciencia.
 

3.    La Logia Negra se ocupa de la multiplicidad de formas del aspecto materia.


Repito, la luz les podrá llegar si relacionan este triple enun­ciado con los tres sistemas solares y con los tres aspectos de la divinidad. Por lo tanto, el mal o la maldad existe sólo cuando se pone el énfasis sobre el aspecto erróneo, desde el punto de vista del desarrollo alcanzado, o cuando lo que ha sido utilizado y des­arrollado hasta la necesaria etapa, retiene la vida o conciencia demasiado tiempo. De allí, hermanos míos, la naturaleza bené­fica de la muerte.

 
Las Fuerzas de la Oscuridad son energías poderosas que actúan para preservar lo antiguo y material; por eso son preemi­nentemente las fuerzas de la cristalización, de la conservación de la forma, de la atracción de la materia y de la seducción de lo que existe en la vida de la forma de los tres mundos. En consecuen­cia, bloquean deliberadamente la afluencia de lo nuevo y dador de vida; trabajan para impedir la comprensión de lo que perte­nece a la nueva era; se esfuerzan en conservar lo familiar y anti­guo, en contrarrestar los efectos de la cultura y la civilización venideras, en enceguecer a los pueblos y nutrir constantemente los existentes fuegos del odio, de la separatividad, de la crítica y de la crueldad. Estas fuerzas, en lo que concierne a los pue­blos inteligentes del mundo, trabajan insidiosamente y engalanan su esfuerzo con bellas palabras, y conducen, hasta a los discípulos, a manifestar odio a personas e ideologías, nutriendo las ocultas simientes del odio que existen en muchos seres humanos. Aven­tan hasta el ensañamiento, el temor y el odio que hay en el mun­do, en un esfuerzo por conservar lo anticuado, haciendo que lo desconocido parezca indeseable y deteniendo las fuerzas de la evolución y del progreso para sus propios fines, los cuales son tan inescrutables para ustedes como lo son los planes del Regente de Shamballa.


Sería bueno reconocer que estas fuerzas existen, pero uste­des, como individuos o grupos, poco pueden hacer respecto a ellas, excepto procurar que –por insignificante que sea— en nada les sirva de punto focal de sus esfuerzos, ni los convierta en agentes para la distribución de su tipo peculiar de energía –la enfocada y dirigida energía del odio—, de la separatividad, del temor y del orgullo. Quienes estamos vinculados directamente con la Jerar­quía debemos ocuparnos de ellas, pero ustedes pueden ayudar más de lo que creen, controlando los pensamientos y las ideas, culti­vando un espíritu amoroso y empleando en forma general la Gran Invocación.

 Ahora, consideraremos brevemente la cuestión judía. Re­cuerden que es un hecho interesante que los judíos residen, sin excepción, en todos los países, que su influencia es poderosa y amplia (mucho más de lo que ellos mismos están dispuestos a re­conocer) y que manejan muy eficazmente esa peculiar concreción de energía denominada dinero. Constituyen, en forma extraña, un centro mundial excepcional de energía y característicamente separado. La razón de ello es que representan la energía y la vida del sistema solar anterior. Se ha dicho a menudo que al finalizar este sistema solar, una parte de la familia humana no llegará a la cima y pasará al pralaya, o estará en vías de solución hasta que llegue el momento de la manifestación del. siguiente y tercer sistema solar. Entonces constituirá la vanguardia y el símbolo de la futura humanidad de ese sistema. Lo mismo ocu­rrió en el sistema anterior a éste, y los que ahora llamamos judíos (nombre y distinción puramente modernos, como he tratado de demostrarlo en las últimas páginas de Tratado sobre los Siete Rayos, T. I)., son los descendientes de ese primitivo grupo mante­nido en pralaya entre el primer sistema solar y el segundo. Si recuerdan que el tercer rayo rigió ese sistema y gobierna tam­bién a la raza judía, que ese sistema se ocupaba solamente de los aspectos divinos de la materia y de las condiciones externas y que los judíos eran el producto más elevado de ese sistema, podrán llegar a comprender la separatividad del judío, su deseo de obte­ner la pureza racial y su interés en lo comercial y tangible. El judío, a través de las edades, ha insistido en separarse de todas las otras razas, pero trajo del sistema anterior el conocimiento (necesario entonces, pero caduco ahora) de que su raza era el "pueblo elegido". El "Judío Errante" ha deambulado desde el primer sistema al actual, donde debe aprender la lección de ab­sorción y cesar en sus andanzas. Ha insistido sobre la pureza racial, porque ese fue su principal problema en la primitiva época lemuriana, cuando la raza vino a un mundo donde no existía el ser humano, pues fue antes de la llegada de los Señores de la Lla­ma; esta insistencia ha persistido en ellos en el transcurso de las edades y ha regido las reglas del matrimonio y de la preparación del alimento, insistencia que debió haber abandonado hace millares de años. Estos hechos (desconocidos para el judío moderno) militaron en contra de ellos a través de los años e hicieron posible que las fuerzas de la separatividad y del odio empleen a la raza judía para provocar la dificultad mundial, a fin de llevar a una crisis el fundamental problema humano de la separatividad. Cuando la humanidad haya resuelto el problema judío (con la colabo­ración comprensiva de su parte) y dominado las antiguas antipa­tías y odios, podrá fusionar el problema en una vasta situación humanitaria. Cuando ello suceda, el problema se solucionará rápidamente y desaparecerá de la faz de la tierra una de las ma­yores dificultades. Entonces será posible la fusión racial. Nuestra humanidad terrena y el grupo de seres humanos de origen mucho más antiguo que el nuestro, formarán una sola humanidad, y entonces habrá paz en la Tierra.

 Por qué nuestro planeta y nuestro sistema solar debieron ser constituidos en el vivero de la simiente de la separatividad, y por qué ese remanente de la humanidad mucho más avanzada que la nuestra, fue destinado a realizar su futuro en nuestra Tierra, lo sabe el Señor de Shamballa, un conocimiento inalcanzable para ustedes y en realidad para muchos que pertenecen a la Jerarquía. Es un hecho que simplemente deben aceptar. Como dije, la solu­ción vendrá cuando las razas consideren el problema judío como humanitario y también cuando el judío haga su parte para com­prender, amar y actuar correctamente. Hablando racialmente, todavía no lo ha hecho. Debe abandonar sus propias tendencias separatistas y su profundo sentido de persecución. Posteriormen­te lo hará con más facilidad cuando comprenda, como raza, el significado y la inevitabilidad de la Ley del Karma, y por un cui­dadoso estudio del Antiguo Testamento y de los actos y hechos que allí se proclaman como sus actos y hechos raciales (conquista, terrorismo y crueldad), y también comprenda que la ley está ac­tuando y liberándolo incidentalmente para un futuro mejor. Al mismo tiempo, el judío y el gentil deben comprender la igualdad de responsabilidad y culpabilidad por las actuales dificultades mundiales.

 Por lo tanto, las dos fuerzas a las cuales me he referido, deben ser tenidas en cuenta por los discípulos al tratar de servir en este ciclo crítico; ambas fuerzas deben entrar en los cálculos cuando comience este nuevo trabajo grupal, o sus idealismos y pensamien­tos erróneos podrán obstaculizar el trabajo grupal. Deben recono­cer teóricamente las cinco fuerzas (tres mayores y dos menores) que se encuentran y chocan actualmente en la familia humana. Fue necesario llamar su atención sobre estos hechos. Si los discípulos deben realizar juntos un trabajo grupal en niveles mentales, también deben liberar sus mentes del prejuicio, los odios y cual­quier tendencia a la superioridad y a la crítica. No pueden traba­jar como grupo si existen estas ideas y pensamientos, y estoy preparándome para enseñarles algunas de las primeras etapas del trabajo y la utilidad grupales. No hubiera sido necesario ocupar­me de estos problemas mundiales si no hubiesen reaccionado emocionalmente hacia ellos; muy pocos poseen una mente libre de prejuicio y de odio, y esos pocos posibilitan la tarea de que el resto aparte su mente de la indebida influencia y de las ideas erróneas.

 Les pido que en este trabajo se concentren sobre las fuerzas de Shamballa y de la Jerarquía, que se conserven canales puros y despejados y que traten de vincularse con el alma de cada uno y de todos, cuya naturaleza es amor puro, síntesis y poder divino.

 Sin embargo, es esencial que a pesar del trabajo para el cual he llamado a estos grupos y que –como bien saben— está desti­nado a sentar las bases del trabajo de las futuras escuelas esotéricas, los miembros de todos los grupos comprendan que debe ser emprendido también el trabajo grupal exotérico. Una gran ma­yoría de quienes participan en estos grupos están satisfechos por lo que significa su propio trabajo grupal y permiten que ello usurpe el lugar del servicio objetivo.

Si es tan difícil, hermanos míos, despertar a los aspirantes como ustedes, a la urgencia del servicio y al pleno sentido de res­ponsabilidad, y si los hombres y mujeres con toda la información que ustedes poseen, no pueden ser despertados para realizar un esfuerzo sacrificado, tendrán con esto una idea de la magnitud de la tarea que la Jerarquía enfrenta en la actualidad. Quizás pue­dan comprender el sentimiento de frustración que me embargaría (si estuviera limitado por el concepto tiempo) cuando, por ejem­plo, aquellos de quienes espero colaboración están preocupados con sus propios asuntos, no tienen ningún sentido de urgencia y prefieren concentrarse sobre su propio desarrollo, sus propias fami­lias, sus propios problemas, antes de alcanzar la amplia visión mundial que los llevará a una plena colaboración. La meta de nuestro esfuerzo consiste en evitar la ruina del mundo, y para esta meta he pedido vuestra ayuda.

 

 

lunes, 4 de febrero de 2013

AIRES VITALES

Hace unos años estuve ayudando a morir a una señora aquejada de cáncer. Tuvimos una serie de conversaciones trascendentales durante las cuales fui aclarando muchas de las dudas que tenía esta señora. Sin ambargo, ésta se quejaba del ruido y de los golpes que daban unos presentos paletas que trataban de derribar la pared de su cuarto, eran unos ruidos muy poderosos y que le causaban miedo.
Traté de consolarla, diciendo que eran secuelas normales de su enfermedad.
Más tarde pude constatar que era lo que el Maestro Tibetano llama "aires vitales" y que a continuación detallo para que te sirva de guía en alguna futura experiencia.

Hay una ciencia que se dedica a ayudar a nacer a este mundo y también debe de haber una ciencia que nos ayude a morir en este mundo.  En otro momento, me dedicaré a este asunto tan sutil y necesario por el que todos debemos de pasar en algún momento.

Cordiales saludos de xavier
 

AIRES VITALES

 

    Se verá que las dos causas de la revelación, la práctica de los ocho métodos de la yoga y la purificación de la vida en los tres mundos, tienen que ver con el hombre desde el punto de vista de los tres mundos y producen (en su cerebro físico) el poder de discriminar entre lo real y lo irreal y discernir sobre las cosas del espíritu. Producen también ciertos cambios en las condiciones existentes dentro de la cabeza, reorganizan los aires vitales, actuando directamente sobre la glándula pineal y el cuerpo pituitario.

     Correcto control de la fuerza vital. Pranayama. Supresión del aliento. Regulación del aliento. Esto se refiere al control, a la regulación y supresión de los aires vitales, al aliento y a las fuerzas o shaktis del cuerpo. En realidad conduce a la organización del cuerpo vital o etérico, de modo que las corrientes o fuerzas de vida, que emanan del ego u hombre espiritual, en su propio plano, sean trasmitidas correctamente al hombre físico, en manifestación objetiva.

     El significado secundario se refiere, lógicamente, en forma directa, a la actividad del kundalini o fuego serpentina, en la base de la columna vertebral, cuando responde a la vibración del alma (sentida en la cabeza, en la región de la glándula pineal, y denominada: la luz en la cabeza). El fuego kundalini asciende, quema todas las obstrucciones del canal etérico en la columna vertebral y vitaliza o electrifica los cinco centros de la columna y los dos de la cabeza, Los aires vitales, dentro de los ventrículos de la cabeza, son puestos también en actividad y producen un efecto purificador, o más bien eliminador. El estudiante aún nada tiene que ver con ellos, excepto procurar, dentro de lo posible, que la aspiración de su corazón sea de carácter ígneo y que prosiga, como es de desear, la constante purificación de su naturaleza física, emocional y mental. Cuando esto sucede la respuesta del alma es efectiva y tiene lugar, sin peligro y normalmente, de acuerdo a la ley, las consiguientes reacciones en los centros etéricos.

        El proceso de iluminar al hombre inferior es posible mediante el correcto control del prana, y este proceso iluminador es una ciencia exacta, para la cual los cuatro métodos de yoga han preparado el camino. Los fuegos del cuerpo están así ordenados en forma exacta, la condición inmóvil se puede alcanzar en cierta medida, los aires vitales de la cabeza están en paz y el entero hombre inferior se halla a la expectativa de cualquiera de los dos procesos.

     Uno de los términos aplicados a esta energía es aires vitales. Prana es quíntuple en manifestación, correspondiendo así a los cinco estados mentales, al quinto principio y a las cinco modificaciones del principio pensante. Prana, en el sistema solar, se manifiesta como los cinco grandes estados de energía que denominamos planos, el medio para la conciencia.

    Udana se encuentra entre la nariz y la cima de la cabeza; tiene relación especial con el cerebro, la nariz y los ojos; cuando está adecuadamente controlada produce la coordinación de los aires vitales y su correcto manejo.

      Este aforismo dice que el dominio sobre el cuarto de estos aires vitales, permite alcanzar ciertos resultados definidos, y sería interesante conocerlos. Este dominio sólo es posible cuando se comprende y domina el sistema de Raja Yoga, pues implica la capacidad de actuar en la cabeza y controlar toda la naturaleza desde ese punto en el cerebro. Cuando el hombre se ha polarizado allí, las fuerzas nerviosas o energías en la cima de la cabeza entran en actividad, y mediante su correcto control y dominio, es posible dirigir correctamente los pranas del cuerpo, alcanzando el hombre la liberación. Por medio de esto se rompe el contacto con los tres mundos. El lenguaje empleado es necesariamente simbólico y no debe perderse su significado, materializando su verdadera significación. La levitación, el poder de caminar sobre la aguas, la capacidad de contrarrestar la atracción de la gravedad de la tierra, es el significado inferior y menos importante.

      En esta etapa, la luz del alma penetra en la región de la glándula pineal, irradiando allí los éteres en la cabeza, los aires vitales, lo cual estimula los átomos del cerebro, de manera que su luz  se fusiona y mezcla con las otras dos, la etérica y la del alma; entonces se produce ese radiante sol interno del cual el aspirante es consciente en su cerebro físico. Frecuentemente los estudiantes hablan de una luz difusa o resplandor, luz de los átomos del plano físico de los cuales está compuesto el cerebro; posteriormente quizá digan que han visto en la cabeza algo parecido a un sol, lo cual significa hacer contacto con la luz etérica y la luz física atómica. Luego, perciben una luz eléctrica intensamente brillante; es la luz del alma, unida a la etérica y a la atómica. Cuando llegan a ver esto, son a menudo conscientes de un centro oscuro dentro del sol radiante. Ésta es la entrada en el sendero, revelada por la luz enfocada en la puerta.

     Este lugar de encuentro es el sitio del fuego, el plano de la mente. El fuego es el símbolo del intelecto y todo trabajo mágico es un proceso inteligente llevado a cabo por la fuerza del alma y por el uso de la mente. Para hacerse sentir en el plano físico se requiere un cerebro receptivo a los impulsos superiores, que pueda ser impresionado por el alma, utilizando chitta o sustancia mental, para crear las formas mentales necesarias y así expresar las ideas y propósitos de la inteligente y amorosa alma. Éstos son reconocidos por el cerebro y fotografiados sobre los aires vitales que se hallan en la cavidad cerebral. Cuando dichos aires vitales pueden ser percibidos por el mago en meditación y las formas mentales plasmadas en este reflejo en miniatura de la luz astral, entonces empieza a hacerse sentir el verdadero poder de la magia. El cerebro ha oído ocultamente los mandatos e instrucciones de la mente a medida que retransmite los mandatos del alma. Los aires vitales son arrastrados a una actividad constructora de formas; de igual modo que su analogía superior, las modificaciones del principio pensante, la materia mental (como lo denomina Patanjali) son impulsados hacia una análoga actividad de construcción de formas. Éstos pueden ser observados internamente por el hombre que trata de efectuar el trabajo mágico; parte del éxito depende de su capacidad para registrar impresiones exactas y ver con claridad las formas del proceso de la magia que él está tratando de demostrar cómo trabajo mágico en el mundo externo.

      Entonces se manifiesta el tercer aspecto del proceso de construcción de formas, el cerebro se sincroniza con la mente y la mente con el alma, y se percibe el plan. Los aires vitales en la cabeza se modifican y responden a la fuerza del trabajo mágico constructor. Entonces en el lugar de la actividad cerebral está la forma mental, como resultado de las dos actividades previas, y se convierte en un centro de enfoque para el alma y en un punto a través del cual puede fluir la energía para la realización del trabajo mágico.

 
     Anotar y vigilar todos los fenómenos relacionados con el proceso de retiro, ya sea durante el trabajo de meditación o al dormir. Se hallará, por ejemplo, que muchas personas despiertan sobresaltadas inmediatamente después de dormirse. Esto se debe a que la conciencia no se desliza por la trama que está bien abierta, sino por un orificio parcialmente cerrado. Otros podrán oír un chasquido violento en la región de la cabeza. Es causado por los aires vitales en la cabeza, que generalmente no percibimos, producidos por una interna sensibilidad auditiva que causa percepción de sonidos siempre presentes, pero normalmente no registrados. Otros verán una luz cuando están por dormirse, nubes de colores o banderas y gallardetes de color violeta, éstos son todos fenómenos etéricos, sin real importancia, y se relacionan con el cuerpo vital, las emanaciones pránicas y la trama de luz.

sábado, 18 de agosto de 2012

EL NUEVO GRUPO DE SERVIDORES DEL MUNDO

   
Aquí encontrarás algunas citas realizadas por el Maestro Tibetano respecto del Nuevo Grupo de Servidores del Mundo; pero tras tomar conciencia de tu pertenencia a dicho grupo de una forma más o menos consciente, yo pregunto: ¿Qué trabajo vas a realizar en pos del Plan Jerárquico que estás intuyendo?

Yo creo que hay muchas líneas de acción para lograr que ese amplio Plan se lleve a cabo. Cada cual está en su momento evolutivo, en su línea de trabajo, en el lugar en el que el alma ha querido estar para aprender-enseñar una lección y con esos condicionantes kármicos tener que llevar a cabo una línea propia de servicio, incluida dentro de ese Grupo Mundial.

Trabajos tales como organizar charlas, foros, difundir la Gran Invocación, editar revistas, etc. Son muy loables y eficaces para aportar un poco de Luz a la dolorida Humanidad.

Aquí es dónde yo quiero incidir en estos momentos de gran crisis mundial, como reflejo y continuación de otras crisis no superadas con éxito anteriormente.

Esta crisis actual tiene sus orígenes en la predisposición de un escaso número de personas (supongo que es inferior al uno por mil de la población mundial) a satisfacer de forma muy egoísta su afán de riqueza o poder ayudados por un buen número de guardianes de sus tesoros materiales.

Podemos adivinar que el MAL CÓSMICO se ha anclado nuevamente en la Humanidad, en las mentes y en los corazones de esa élite humana, para exprimir aun más a los más humildes y nuestra “misión” habría de consistir en aportar un mensaje de esperanza y de fe en que las fuerzas de Shamballa no van a permitir que se sobrepasen ciertas fronteras de sufrimiento o dolor.

Para ello, usaremos con toda la atención e intención posible la Gran Invocación y con ella cerrar la puerta en donde mora el mal.

Contamos con el apoyo de toda la Jerarquía Planetaria o Gran Fraternidad Blanca con el Cristo a la cabeza, tratando de influir en nuestros corazones y en nuestras mentes para que esta batalla tenga éxito y se pueda derrotar por última vez a ese mal, al que se le abrió la puerta por falta de ética y de amor en nuestras relaciones personales, grupales, nacionales, etc.

Cordiales saludos de xavier


999  La Jerarquía espiritual de nuestro planeta consideró que un grupo estaba en proceso de formación, el cual contenía el núcleo de la futura civilización mundial, caracterizándose por las cualidades que distinguirían esa civilización durante los próximos 2.500 años. Esas cualidades son, primordialmente, un espíritu de inclusividad, un potente deseo altruista de servir a nuestros semejantes, más un definido sentido de orientación espiritual, emanado del aspecto interno de la vida. Este nuevo grupo de servidores del mundo incluye dos sectores bien definidos. Una parte del grupo mantiene una íntima relación con la Jerarquía espiritual. Está compuesto de aspirantes que se preparan para el discipulado, guiados por algunos discípulos de los Maestros; éstos a su vez están dirigidos y guiados por unos pocos discípulos mundiales, y trabajan en tan amplia escala, que su labor es decididamente de alcance internacional. Dicho grupo actúa como intermediario entre la Jerarquía espiritual del planeta y la humanidad. Por su intermedio, los Maestros de Sabiduría, dirigidos por Cristo, elaboran planes gigantescos para la salvación del mundo.
      1015  A fin de inaugurar e instituir esta tarea, la Jerarquía anunció la aparición en la tierra, del nuevo grupo de servidores del mundo, dirigido y guiado por discípulos y aspirantes espirituales no separatistas, que consideran a todos los hombres iguales, sin distinción de color o credo, y están dedicados a trabajar incesantemente para promover la comprensión internacional, la participación económica y la unidad religiosa.
      1017  El segundo sector del nuevo grupo de servidores del mundo, está formado por hombres y mujeres de buena voluntad. Hablando textualmente, no son aspirantes espirituales ni particularmente se interesan en el Plan, y poseen poco o ningún conocimiento sobre la Jerarquía planetaria. No obstante, desean fervientemente ver establecidas las rectas relaciones entre los hombres y aspiran a que prevalezca en la tierra, la justicia y la bondad. Bajo la dirección de los discípulos mundiales y sus colaboradores, tales personas pueden ser entrenadas en forma práctica y efectiva y expresar la buena voluntad. De esta manera pueden realizar un trabajo básico y fundamental, preparando al mundo para que exprese más plenamente el propósito espiritual y, además, familiarizar al género humano sobre la necesidad de manifestar rectas relaciones humanas, en toda comunidad nacional e internacional.
    1021  De esta manera el nuevo grupo de servidores del mundo fue introducido en la conciencia de la humanidad moderna. El folleto que bosquejaba este ideal, escrito por El Tibetano, se distribuyó profusamente, seguido por otros sobre el mismo tema, los cuales ampliaban el tópico básico del propósito espiritual y de la buena voluntad. El tibetano trazó en ellos un procedimiento definido a seguir. Estipuló que se debían preparar listas con los nombres de hombres y mujeres de buena voluntad, residentes en los distintos países del mundo. Sugirió la organización de lo que se denominó Unidades de Servicio en todos los países. También describió el tipo de enseñanza que debían recibir.
1106  Otro aspecto del trabajo de DK se concretó hace más de diez años, cuando comenzó a escribir ciertos folletos para el público, en los cuales llamaba la atención sobre la situación mundial y el nuevo grupo de servidores del mundo. Dice: Traté de introducir en la Tierra —si puedo utilizar tal expresión— una exteriorización o símbolo del trabajo de la Jerarquía. Esto constituyó un esfuerzo para unir, hasta donde fuera posible subjetiva y objetivamente, a todas las personas de propósitos espirituales y de profundo amor a la humanidad, o a quienes trabajaban activamente en muchas naciones, ya sea en organizaciones o individualmente. Éstos son legión. Unos pocos son conocidos por los trabajadores de la Escuela Arcana. Conozco a miles de éstos, pero ellos no los conocen. Todos trabajan bajo la inspiración de la Jerarquía y, consciente o inconscientemente, cumplen con sus funciones como agentes de los Maestros. Forman un grupo íntimamente unido en el aspecto interno, por la intención y el amor espirituales. Algunos son ocultistas que trabajan en diferentes grupos esotéricos; otros, místicos que trabajan con visión y amor; muchos pertenecen a religiones ortodoxas y, aún otros, no reconocen en absoluto a ninguno de los llamados grupos espiritualistas. Sin embargo, a todos les anima el sentido de responsabilidad por el bienestar humano y se han comprometido internamente a ayudar a sus semejantes. Este grupo es actualmente el Servidor del mundo y salvará al mundo e inaugurará la nueva. Los folletos que he escrito (el primero de los cuales se titula Los Próximos Tres años, editado en 1932 con el título de El Nuevo Grupo de Servidores del Mundo), explican sus planes y propósitos y sugieren los modos y métodos para colaborar con dicho grupo, ya existente y activo en muchos campos.
      1108  Quienes son influidos por el nuevo grupo de servidores del mundo y tratan de trabajar con él como agentes del mismo, se denominan hombres y mujeres de buena voluntad. En 1936 hice un gran esfuerzo para ponerme en contacto con tales personas, cuando aún había una pequeña posibilidad de evitar la guerra. Muchos recordaron esta campaña y su relativo éxito. La palabra escrita y hablada, a través de la radio, llegó a millones de personas, pero no hubo un número suficiente que se interesara espiritualmente por dar los pasos necesarios y detener el odio, el mal y la agresión, que amenazaban envolver al mundo. La guerra estalló en 1939, a pesar de todos los esfuerzos de la Jerarquía y Sus trabajadores, paralizando el trabajo de buena voluntad. Esa parte del trabajo, en la que habían tratado de servir los miembros de la Escuela Arcana, y que trajo como resultado la formación de diecinueve centros de servicio, en diversas naciones, fue temporalmente abandonada —pero sólo temporalmente, hermanos míos, porque la buena voluntad y la expresión de la voluntad al bien es la “fuerza salvadora” que anima al nuevo grupo de servidores del mundo.
    1110  Quisiera puntualizar el hecho de que la tarea de introducir al nuevo grupo de servidores del mundo y organizar el trabajo de buena voluntad, no tiene en absoluto nada que ver con la Escuela Arcana, excepto en lo que se refiere a la oportunidad que se les dio a los miembros de la Escuela para ayudar en ese movimiento. Se les otorgó plena libertad de hacerlo o no. Un sinnúmero de ellos no hizo esfuerzo alguno, demostrando así que se valieron de la libertad que se les otorgó y enseñó.
    1118  Por consiguiente, me he interesado en tres aspectos del trabajo: los libros, la Escuela Arcana y el nuevo grupo de servidores del mundo. Los impactos mundiales hechos por estos tres aspectos del trabajo, fueron efectivos y útiles. La parte útil del trabajo realizado es lo que interesa, no la crítica e incomprensión de quienes pertenecen al viejo orden y a la era pisciana, pues son incapaces de ver el surgimiento de las nuevas formas de vida y los nuevos acercamientos a la verdad.
    1122  He tratado de ayudar en el trabajo de buena voluntad, sugiriendo e indicando cuál es la tarea que el nuevo grupo de servidores del mundo está tratando de realizar. Los resultados de estas actividades fueron buenos; ha habido poca incomprensión pues ella es inherente a las facultades y actitudes personales de quienes critican. La crítica es sana mientras no se torne destructiva.
    1148  El tercer punto sobre el que quisiera llamar la atención es, la realidad de la existencia de la Jerarquía y el trabajo de los Maestros por intermedio de Sus discípulos, debe ser llevado a conocimiento del público. Los discípulos de todas partes presentarán al mundo, acrecentadamente, el plan jerárquico para lograr la fraternidad, la vida y la inclusividad espirituales. Esto no lo realizarán apoyándose en las frases (tan prevalecientes entre los tontos), “el Maestro me ha elegido a mí”, o “el Maestro apoya mis esfuerzos”, o “soy el representante de la Jerarquía”, sino mediante una vida de servicio, recalcando que los Maestros existen y que son conocidos por muchas personas; que el Plan consiste en el desarrollo evolutivo y el progreso educativo hacia una meta espiritual inteligente; que la humanidad no está sola y que la Jerarquía existe; que Cristo está con Su pueblo; que el mundo está lleno de discípulos ignorados, debido a que trabajan en silencio; que existe el nuevo grupo de servidores del mundo; que los hombres y mujeres de buena voluntad se hallan en todas partes; que a los Maestros no les interesa absolutamente las personalidades, sino que utilizan a hombres y mujeres pertenecientes a todas las tendencias, creencias y nacionalidades, siempre que los aliente el amor, sean inteligentes, tengan mentes entrenadas y posean además influencia magnética y radiante, lo cual atraerá a las personas hacia la verdad y la bondad, pero no hacia el individuo, ya sea Maestro o discípulo. Los Maestros no se preocupan, en absoluto, por la lealtad personal; están exclusivamente dedicados a aliviar el sufrimiento, a promover la evolución de la humanidad y a indicar los objetivos espirituales. Ellos no esperan el reconocimiento de Su trabajo ni la alabanza de Sus contemporáneos, sino sólo el acrecentamiento de la luz en el mundo y el desenvolvimiento de la conciencia humana.
    1560  Ahora, nuestro grupo está lleno de luz, amor y poder. Hoy, la Escuela Arcana, grupo del cual formamos parte, está funcionando como una gran estación de luz en el cuerpo del nuevo grupo de servidores del mundo. Somos un punto focal magnético en ese cuerpo, llevándole potencia y ayudándolo para que su trabajo sea exitoso. Ésta es nuestra posición alcanzada y constituye para nosotros el hecho más significativo de la hora presente. No estamos solos. Nuestros esfuerzos se justifican por las relaciones mantenidas con todos los discípulos activos en todas partes que, consciente o inconscientemente, integran ese grupo mundial de servidores, traídos a la existencia por la misma Jerarquía, como parte de la gran aventura de las nuevas técnicas acuarianas. En efecto, el nuevo grupo de servidores del mundo es un proyecto sintetizador del campo combinado de operaciones en los planes de la Jerarquía, involucrando un nuevo tipo de discipulado mundial en acción grupal. Nuestro verdadero lugar en el esquema de las cosas puede ser comprendido sólo en términos de nuestra participación en esta vida grupal mayor.
     245  Los colaboradores de Cristo están activos en el Nuevo Grupo de Servidores del Mundo, constituyendo el grupo más poderoso de precursores que jamás hubo precedido la entrada de un gran Personaje mundial en la palestra del vivir humano. Su trabajo e influencia hoy se ven y se sienten en todas partes, y nada puede destruir lo ya realizado. Desde 1935 se ha experimentado con el efecto espiritual y organizador de la Invocación expresada y enunciada, y la energía del clamor invocador de la humanidad ha sido dirigida hacia esos canales que van desde la Tierra hasta el Altísimo lugar donde mora el Cristo. Desde allí ha sido trasmitida a esas esferas aún más elevadas, donde la atención del Señor del Mundo, el Anciano de los Días, el Padre de todos, más las Energías Creadoras y los Seres vivientes que moran con Él, pueden ser enfocados sobre la humanidad y darse los pasos que personifiquen con mayor rapidez los propósitos de Dios.
     257  Demostrar la naturaleza del trabajo que debe realizar (Cristo) como gran Intermediario, actuando como Representante de la Jerarquía espiritual y Guía del Nuevo Grupo de Servidores del Mundo. Como Representante pedirá que se reconozca la real existencia del Reino de Dios, aquí y ahora.
     259  Uno de los mensajes importantes para quienes leemos estas palabras, quizás lo constituya la gran verdad y realidad actual de la Presencia física de Cristo en la Tierra, de Su grupo de discípulos y ejecutivos, de las actividades representativas del grupo en bien del género humano y de la estrecha relación que existe entre todos, relación que surge en ciertos grandes festivales espirituales e incluye no sólo al Reino de Dios sino también al Padre, y al Hogar del Padre. Tenemos el Festival de Pascua en Aries, el Festival del Buda en Tauro, cuya Presencia física expresa la solidaridad espiritual de nuestro planeta, y el Festival de Géminis, denominado peculiarmente el Festival del Cristo, en el que ‑‑ como Guía del Nuevo Grupo de Servidores del Mundo --  pronuncia la Gran Invocación en bien de las personas de buena voluntad de todo el mundo, reuniendo al mismo tiempo las demandas incipientes e inexpresadas de quienes buscan un nuevo y mejor modo de vivir. Anhelan amar en la vida diaria, establecer correctamente relaciones humanas y comprender el Plan subyacente.
     271  También se señaló en esa oportunidad que el próximo paso de la Jerarquía sería plasmar en la mente de los hombres iluminados de todo el mundo, las ideas espirituales que encierran las nuevas verdades, el descenso (si así puedo denominarlo) de los nuevos conceptos que regirán la vida humana y la influencia que ejercerá el Cristo sobre los discípulos mundiales y el Nuevo Grupo de Servidores del Mundo. Este Movimiento planificado por la Jerarquía, progresa; los hombres y mujeres de todas partes y de todos los sectores de la vida enuncian las nuevas verdades que guiarán en el futuro el vivir humano, y fundan nuevas organizaciones, movimientos y grupos ‑grandes o pequeños ‑ que harán conocer a las masas humanas la realidad de la necesidad y el modo de enfrentarla. Lo hacen impulsados por el fervor de sus corazones y por la amorosa respuesta a la angustia humana y, aunque no lo expresen, trabajan para exteriorizar el Reino de Dios en la Tierra. Ante la evidente multiplicidad de organizaciones, libros y conferencias, etc., resulta imposible negar estos hechos.
     299  El Cristo espera el momento de descender. El descenso a este acongojado mundo no Le ofreció ningún cuadro seductor. Él ha esperado, guiado y vigilado, desde un lugar tranquilo en la montaña, a la humanidad, y ha entrenado a Sus discípulos, iniciados y al Nuevo Grupo de Servidores del Mundo. Ahora debe venir para ocupar Su lugar prominente en el escenario mundial y desempeñar Su parte en el gran drama que se está desarrollando allí. Esta vez no desempeñará su parte en la oscuridad como lo hizo antes, sino a la vista de todo el mundo. Debido a lo reducido de nuestro pequeño planeta, al predominio de la radio, la televisión y a la rapidez de las comunicaciones, Su actuación será observada por todos, y tal perspectiva le ha de producir cierta consternación, pues debe pasar por ciertas pruebas y también por grandes reajustes y por una experiencia penosa e inevitable.
     310  Una consideración cuidadosa de la situación mundial actual y el constante uso de la imaginación, revelarán al pensador sincero la aterradora tarea que Él ha emprendido. Pero “Él volvió de nuevo su rostro para ir a Jerusalén (Le. 9,51)”. Cristo reaparecerá y llevará a la humanidad a una civilización y a un estado de conciencia donde las correctas relaciones humanas y la colaboración mundial en bien de todos, constituirán la tónica universal. A través del Nuevo Grupo de Servidores del Mundo y de los hombres de buena voluntad, se vinculará definitivamente con la voluntad de Dios (los asuntos del Padre), en tal forma, que la eterna voluntad al bien será traducida por la humanidad en buena voluntad y correctas relaciones. Entonces Su tarea se habrá cumplido; quedará libre para dejarnos de nuevo, pero esta vez no volverá; dejará a los hombres en manos de ese Gran Servidor espiritual que será el nuevo Guía de la Jerarquía, la Iglesia invisible.
     440  Su actividad es forzosamente la actividad de las masas, porque Él sólo puede canalizar Sus energías a través de la conciencia de las masas, o por medio de una entidad que posea conciencia grupal, tal como la Jerarquía, las Naciones Unidas o la Humanidad. El punto focal de Su esfuerzo y el Agente mediante el cual se puede distribuir Su energía, es el Nuevo Grupo de Servidores del Mundo; grupo que está relacionado en forma excepcional con el Avatar de Síntesis. El objetivo principal del Nuevo Grupo de Servidores del mundo es, y ha sido siempre, reunir a todos los agentes de buena voluntad que responden a la energía de la divina voluntad al bien. Su trabajo puede ser intensificado constructiva y creadoramente por la unión del Avatar de Síntesis y el Cristo. Su tarea consiste en introducir la Nueva Era, donde los cinco reinos de la naturaleza comenzarán a actuar como un todo creador. Su trabajo puede ser clasificado por sectores, funciones o actividades.
     478  Consideremos estos aspectos de Su obra y tratemos de comprender la significación de la responsabilidad que Él ha asumido. Es necesaria cierta comprensión para que el Nuevo Grupo de Servidores del Mundo y los discípulos activos de todas partes, preparen adecuadamente a la humanidad para Su reaparición. Mucho puede hacerse si los hombres se esmeran en comprender y desarrollar la consiguiente y necesaria actividad.
     513  Las fuerzas reaccionarias ‑políticas y religiosas ‑ que deseaban la resurrección de las formas viejas y caducas, pusieron su peso e influencia (otro nombre dado a la energía) en contra de todo lo nuevo, y aún están haciéndolo. Las fuerzas progresistas luchan únicamente por lo nuevo y no tratan de conservar ninguna de las viejas formas, aunque pudieran servir a algún propósito útil. Su enérgico rechazo de todo lo que pertenece al pasado y la energía destructora que Ellos dirigen contra el viejo régimen, obstaculizan por igual los esfuerzos de la Jerarquía. La esperanza reside en estas fuerzas progresistas, pero les falta lamentablemente la habilidad para la acción, porque aman demasiado la destrucción. El Nuevo Grupo de Servidores del Mundo se mantiene firme en el Noble Sendero Medio (como lo denominó el Buda) y trata de enterrar decentemente las antiguas formas, complementar lo nuevo y restaurar lo que ha demostrado ser útil y provechoso en el pasado, y que podría constituir el germen vivo de la nueva creación.
     519  Estas energías de iluminación llegan a la humanidad por medio del Nuevo Grupo de Servidores del Mundo que es muy susceptible a su impacto, y está en condiciones de distribuirlas, pues trabaja en todos los campos de actividad mencionados anteriormente.
     521  Las fuerzas restauradores se relacionan con la Mente de Dios y emanan de ella y están vinculadas con el principio inteligente de la naturaleza divina; el intelecto es ese aspecto divino que diferencia al hombre de todas las otras formas de la naturaleza. Las fuerzas de iluminación provienen del corazón de Dios, se relacionan con la comprensión divina y pueden, por lo tanto, llegar a todos aquellos que aman y sirven a sus semejantes y fortalecerlos. Esta energía está relacionada con el segundo aspecto o principio de la divinidad, el de amor‑ sabiduría, del que el Buda y el Cristo constituyen las expresiones divinas más sobresalientes. Principalmente a través de Ellos y Sus discípulos o los Maestros, expresan la misma divinidad; estas energías llegan a la humanidad canalizadas por el Nuevo Grupo de Servidores del Mundo.
535  La belleza de esta síntesis que Cristo manifestará y la maravilla de la oportunidad ofrecida, será evidente para todos. Grandes Fuerzas bajo una potente dirección espiritual están preparadas para precipitarse en este mundo de caos, confusión, aspiración, esperanza y perplejidad. Estos grupos de energía están dispuestos para ser enfocados y distribuidos por la Jerarquía, y esa Jerarquía, bajo Su gran Conductor, el Cristo, se halla más cerca del género humano, como nunca lo ha estado en la historia de la humanidad. En todos los países, el Nuevo Grupo de Servidores del Mundo también está atento a esa conducción, unido en idealismo, objetivos humanitarios, sensibilidad a la impresión espiritual, propósitos subjetivos, amor a sus semejantes y dedicación al servicio altruista. En todas partes hay personas de buena voluntad dispuestas a ser guiadas hacia una actividad constructiva y a convertirse en agentes que serán gradualmente educados y entrenados para el establecimiento de lo que nunca hasta ahora ha existido: correctas relaciones humanas.
     547  A fin de que esto sea posible, y para poder aliviar a Su Hermano espiritual de la ardua tarea de relacionar a la Humanidad con ese centro donde la Voluntad de Dios es conocida (Shamballa), Jesús (el Cristo) se está sometiendo a un proceso excepcional de preparación. Los treinta años que trabajó en el taller de carpintería en Palestina, han sido el símbolo, no reconocido hasta ahora, de dicho entrenamiento. La palabra carpintero significa edificar, construir y, por derivación, se refiere a quien es un artífice de la madera o un constructor de casas de madera. Tal el verdadero significado del relato bíblico de que Cristo fue crucificado sobre la cruz de madera o sobre el árbol. En realidad está relacionado con Su decisión, adoptada en el Huerto de Getsemaní, de hacerse cargo del trabajo de construcción o reconstrucción en Acuario, completando así la tarea que había intentado hacer en la Era de Piscis. Cristo, Sus discípulos y el Nuevo Grupo de Servidores del Mundo, son los constructores responsables de la nueva civilización, la nueva casa de la humanidad. El trabajo preparatorio que Él está realizando ahora Lo capacitará para demostrar mediante la sabiduría (no sólo por el amor), la naturaleza de los planes jerárquicos, las sabias medidas constructivas, la inteligente elección de los constructores y los métodos correctos de construcción.
     578  Llegó a la conclusión de que debía tener trabajadores y agentes más entrenados y dedicados al trabajo, lo cual no fue ni ha sido posible obtener desde entonces. De allí la formación y la preparación del Nuevo Grupo de Servidores del Mundo. Cuando haya un suficiente número de tales servidores y trabajadores iluminados, Él vendrá, y nada podrá detener su acercamiento.
     643  1.       Innumerables hombres y mujeres se agruparán para promover la buena voluntad y las correctas relaciones humanas. Su número será tan grande que, de una minoría relativamente pequeña y de escasa importancia, se convertirá en la más grande e influyente fuerza del mundo. Por su intermedio el Nuevo Grupo de Servidores del Mundo podrá trabajar con éxito.
     655  Dichos factores están produciendo una transformación amplia y general; un indicio de esto pueden observarlo fácilmente las personas espiritualmente orientadas, que continuamente exclaman (como Cristo en el Huerto de Getsemaní) que se cumpla la Voluntad de Dios  repitiéndolo ignorantemente y a veces con desesperación. No obstante indica un proceso general de reorientación espiritual, sumisión y conformidad. Cristo demostró esta sumisión cuando dijo: “no he venido a hacer Mi voluntad, sino la Voluntad de Aquel que me envió”. Dio pruebas de su conformidad cuando exclamó: “Padre, hágase Tu voluntad, y no la mía”. La sumisión contiene en sí los elementos del triunfo, impuestos por la fuerza de las circunstancias y por el reconocimiento, y aunque no lo comprende, se somete a lo que se le impone. La conformidad contiene en sí, el elemento de una inteligencia comprensiva, y esto significa un gran paso adelante. Ambas admiten la existencia de una divina voluntad influyente en la vida de la humanidad; constituyen también una preparación para el reconocimiento del trabajo que debe realizar el Cristo a fin de establecer correctas relaciones humanas. La actual sumisión del género humano a la voluntad divina es negativa; la verdadera sumisión es una actitud positiva, de expectativa espiritual, que conduce oportunamente a una conformidad positiva. También se puede observar una expectativa espiritual, y su intensificación es parte del trabajo del Nuevo Grupo de Servidores del Mundo. Además se debe fomentar la sumisión espiritual y la conformidad inteligente de las masas que, por lo general, se dividen en esas dos clases que expresan ambas actitudes; los factores sumisión, expectativa y conformidad, se hallan latentes en cada hombre. Estas tres fuerzas divinas permitirán al hombre responder al mensaje del Cristo, por lo cual el sacrificio altruista, la comprensiva contemporización y la captación de los muchos y diversos puntos de vista (indispensables para el establecimiento de correctas relaciones humanas), serán mucho más fáciles de lograr.
     869  El hombre invoca el Acercamiento divino en diversas formas: por el incipiente y silencioso llamado, o por el clamor invocador de las masas, y también por la invocación planeada y definida del aspirante orientado espiritualmente, del trabajador, discípulo o iniciado sabiamente convencido y, en realidad, de todos los que pertenecen al Nuevo Grupo de Servidores del Mundo.
     881  El establecimiento de ciertos festivales importantes en relación con la Luna, y en menor grado con el zodíaco, reforzará el espíritu de invocación con la resultante afluencia de influencias evocadas. La verdad contenida en toda invocación se basa en el poder del pensamiento y particularmente en su naturaleza, relación y aspectos telepáticos. El pensamiento invocador unificado de las multitudes y el pensamiento enfocado y dirigido del Nuevo Grupo de Servidores del Mundo, constituyen una corriente saliente de energía. Ésta llegará telepáticamente hasta esos Seres espirituales que son sensibles a tales impactos y responden a ellos. Su evocada respuesta emitida como energía espiritual, llegará a su vez hasta la humanidad, después de haber sido reducida a energía mental, y en esa forma dejará su correspondiente impronta en la mente de los hombres, impartiéndoles convicción, inspiración y revelación. Esto ha ocurrido a través de toda la historia del desarrollo espiritual del mundo y ése ha sido el procedimiento adoptado al redactar las Escrituras del Mundo.
     956  No es esencial ni necesario que estos objetivos deseables se conviertan en realidades en la Tierra, antes de que Cristo camine entre nosotros. Sin embargo, es necesario que esta actitud hacia la religión y la política sea considerada por lo general como deseable y que se hayan dado con todo éxito los pasos para el establecimiento de correctas relaciones humanas. En estas líneas están trabajando el Nuevo Grupo de Servidores del Mundo y los hombres de buena voluntad, y su primer esfuerzo debe consistir en contrarrestar el sentimiento ampliamente difundido de frustración y futilidad individual.
     958  Lo que contrarrestará este sentido de frustración y futilidad y proporcionará el incentivo necesario para la reconstrucción del nuevo mundo, será la creencia en la divinidad esencial de la humanidad y en el testimonio evolutivo (proporcionado por un rápido estudio) de que el género humano ha progresado constantemente en sabiduría, conocimiento y amplia inclusividad, más el desarrollo de ese estado mental que estará basado en la creencia de que los registros históricos son veraces y atestiguan los innumerables advenimientos en los momentos cruciales de los asuntos humanos y en los numerosos Salvadores del mundo ‑entre los cuales Cristo fue el más grande. Una actitud correcta y constructiva debe estar basada en el innato reconocimiento de la existencia de Cristo y de Su presencia entre nosotros, en todas las épocas, y en la idea de que la guerra ‑con sus inenarrables horrores, crueldades y catástrofes sólo fue la escoba del Padre que barrió todos los obstáculos para el advenimiento de Su Hijo. Hubiera sido casi imposible preparar dicha venida ante las condiciones de la preguerra. El Nuevo grupo de Servidores del Mundo debe adoptar su actitud, basado en esos hechos, reconocer la existencia de los factores obstructores y no sentirse frustrado por ellos, y además debe tener conciencia de los innumerables impedimentos, muchos de ellos económicos, basados en la codicia material, en las antiguas tradiciones y prejuicios nacionales. Deberá emplear habilidad en la acción y poseer conocimiento financiero para poder vencer dichos obstáculos, tener los ojos bien abiertos para enfrentar las dificultades mundiales y pasar incólume y triunfalmente a través de todos los factores frustradores.
    1014  Igualmente puede decirse que si el valor y la responsabilidad espirituales otorgados al dinero (en la medida que sea) hubieran sido debidamente enseñados y valorados en los hogares y en las escuelas, no tendríamos las asombrosas estadísticas del dinero gastado en todo el mundo antes de la guerra (y aún hoy en el hemisferio occidental), en golosinas, bebidas, cigarrillos, diversiones, vestimenta innecesaria y lujos. Estas estadísticas suman miles de millones de dólares por año. Una fracción de ese dinero, que significa un mínimo de sacrificio, permitiría a los discípulos del Cristo y al Nuevo Grupo de Servidores del Mundo preparar el camino para Su venida y educar la mente y el corazón de los hombres a fin de establecer correctas relaciones humanas.
    1042  Hemos considerado la necesidad de la preparación para la venida de Cristo y algunos de los requisitos fundamentales que van surgiendo a medida que la gente se apresta para la actividad requerida, incluso el de reunir los fondos necesarios para llevar adelante el trabajo preparatorio. El colaborador individual, ante todo, tiene que determinar si su incentivo y expectativa espirituales son adecuados para la tarea que tiene por delante. Únicamente tiene importancia lo que da impulso a la acción, y sólo será apto para el trabajo de aquel cuya visión sea suficientemente clara como para permitirle trabajar con comprensión y sinceridad. Debe descubrir que le es posible desempeñar su parte en el desarrollo del Plan divino. La realidad del Cristo y la auténtica posibilidad de Su reaparición deben convertirse en importantes factores motivadores en su conciencia. Debe buscar a su alrededor aquellos con quienes puede trabajar, y poseen los mismos objetivos espirituales. De esta manera, y a su debido tiempo, aprende que existe en la Tierra un grupo integrado y bien organizado al que se le puede denominar Nuevo Grupo de Servidores del Mundo y descubre que se hallan en todas partes, actúan en cada país, en todos los grupos religiosos organizados y en los que se dedican al bienestar de la humanidad y a la preparación para el retorno de Cristo.
    1046  El Nuevo Grupo de Servidores del Mundo proporciona esencialmente un campo de entrenamiento y de experiencia para quienes tienen la esperanza de elevarse espiritualmente y capacitarse para ser discípulos activos, dirigidos por el Cristo. La aparición de este grupo en la tierra, en estos momentos, es uno de los indicios del éxito obtenido en el proceso evolutivo, tal como se aplica a la humanidad. Este método de trabajo ‑utilizar a los seres humanos como agentes para llevar adelante la tarea de salvación y elevación del mundo ‑ fue iniciado por Cristo Mismo, que trabajó frecuentemente con los hombres, por medio de otros, llegando a la humanidad por intermedio de Sus doce apóstoles, y considerando a Pablo como el sustituto de Judas Iscariote. El Buda probó el mismo sistema, pero al principio Su grupo estuvo más relacionado con Él que con el mundo de los hombres. Cristo envió a Sus Apóstoles al mundo para alimentar a las ovejas y buscar a los hombres, guiarlos y convertirlos en pescadores de hombres. La relación de los discípulos de Cristo con el Maestro fue sólo secundaria, siendo de primordial importancia las exigencias del mundo; esta actitud aún predomina en la Jerarquía, sin menoscabar su devoción por el Cristo. Lo que el Buda instituyó simbólicamente, y en forma embrionaria, se convirtió en una existencia y en una realidad debido a las demandas de la era pisciana.
    1054  En los últimos diez años este Nuevo Grupo de Servidores del Mundo ha sido reorganizado y revitalizado, expandiéndose el conocimiento de su existencia por todo el mundo. Actualmente constituye un grupo de hombres y mujeres de todas las nacionalidades y razas, pertenecientes a todas las organizaciones religiosas y movimientos humanitarios que están fundamentalmente orientados, o en proceso de hacerlo, hacia el Reino de Dios. Son discípulos de Cristo que trabajan conscientemente y, con frecuencia, lo hacen inconscientemente, para su Reaparición; son aspirantes espirituales que tratan de servir y convertir en realidad el Reino de Dios en la Tierra; son hombres de buena voluntad que poseen inteligencia y procuran, acrecentar la comprensión y las correctas relaciones humanas entre los hombres
    1060  El primer grupo tiene cierta medida de contacto con la Jerarquía espiritual, y en mayor medida con los verdaderos discípulos; sus miembros trabajan inspirados espiritualmente. El segundo grupo está en más íntimo contacto con las masas y trabaja para inspirarles ideas. El primer grupo se ocupa del Plan de Cristo, en la medida en que sus miembros pueden captar su esencialidad, mientras que el segundo trabaja con nuevos conceptos y esperanzas que afloran a la conciencia del género humano a medida que los hombres, subjetiva y frecuentemente inconscientes, responden a la preparación para la reaparición de Cristo. Como resultado del trabajo que realiza el Nuevo Grupo de Servidores del Mundo, la humanidad va despertando constantemente a las posibilidades futuras.
    1062  El despertar de las clases intelectuales al reconocimiento de una humanidad, es el preludio del establecimiento de la hermandad. La unidad de la familia humana ya es reconocida por el hombre, pero antes de que esa unidad pueda adquirir y a adoptar una forma constructiva, es esencial que un mayor número de personas que piensan, derriben las barreras mentales que existen entre razas, naciones y clases, y también que el Nuevo Grupo de Servidores del Mundo reedite en el mundo externo ese tipo de actividad que la Jerarquía expresó cuando desarrolló y materializó el Nuevo Grupo de Servidores del Mundo. Por medio de la impresión y expresión de ciertas grandes ideas, hay que hacerles comprender a los hombres de todas partes los ideales fundamentales que regirán la nueva era. Ésta es la principal tarea del Nuevo Grupo de Servidores del Mundo.
    1064  A medida que estudiamos y aprendemos a reconocer en todas sus ramas y esferas de actividad al Nuevo Grupo de Servidores del Mundo ‑que, diseminados por el mundo, abarca a los sinceros trabajadores y a la gente humanitaria de todas las naciones, religiones u organizaciones de carácter humanitario ‑ nos daremos cuenta que hay, en la tierra un grupo de hombres y mujeres que por su número y actividades son capaces de producir los cambios que permitirán a Cristo caminar nuevamente entre nosotros. Esto ocurrirá si están verdaderamente interesados, preparados para hacer los sacrificios necesarios y dispuestos a suprimir las diferencias nacionales, religiosas y organizadas, como para que pueda llevarse a cabo el servicio, que hará posible la reconstrucción del mundo. Deben educar a la humanidad, sobre unas pocas, simples y fundamentales esencialidades y familiarizarla con la idea de la reaparición de Cristo y la exteriorización del Reino de Dios. En gran parte su trabajo consistirá en resumir y hacer más efectivo el trabajo de los dos Hijos de Dios más importantes: el Buda y el Cristo.
    1066  El éxito del trabajo del Nuevo Grupo de Servidores del Mundo es inevitable; ha hecho un gran progreso durante los últimos diez años. La integración interna de la parte de ese grupo que trabaja en íntimo contacto con el Cristo y la Jerarquía espiritual, es de tal magnitud que su éxito externo está garantizado. Proporciona un canal a través del cual la Luz, el Amor y el Poder del Reino de Dios, pueden llegar a los trabajadores más exotéricos.
    1068  Por lo tanto, debemos comprender que las personas espiritualmente orientadas y todos aquellos que procuran trabajar y trabajan para establecer correctas relaciones humanas, los que practican la buena voluntad y se esfuerzan verdaderamente por amar a sus semejantes, forman parte integrante del Nuevo Grupo de Servidores del Mundo, y su tarea más importante en estos momentos es preparar el camino para la reaparición de Cristo.
    1072  La tarea que tiene por delante el Nuevo Grupo de Servidores del Mundo es grande, pero no imposible. Es absorbente, pero como constituye un canon impuesto de vida, puede llevarse a cabo en todos los aspectos de la vida cotidiana del hombre y de la mujer. Sin embargo, se pide al mismo tiempo llevar una vida normal, y cargar con determinada responsabilidad.
    1086  Destruir los antiguos y malignos ritmos y establecer nuevos y mejores. Para esto el tiempo es un factor primordial. Si pudiéramos detener la cristalización de las viejas fuerzas del mal que han producido la guerra mundial y las fuerzas reaccionarias en todas las naciones, allanaríamos el camino para lo nuevo y abriríamos la puerta a las actividades del Nuevo Grupo de Servidores del Mundo en todas partes cómo agentes de Cristo.
     419  Un índice de esta crisis lo tenemos en la forma lenta y cuidadosa con que se organiza el Nuevo Grupo de Servidores del Mundo. Sus miembros están supervisando e introduciendo la Nueva Era, y presenciando los dolores del nacimiento de la nueva civilización y la llegada a la manifestación de una nueva raza, una nueva cultura y una nueva perspectiva mundial. El trabajo es necesariamente lento y quienes están sumergidos en los problemas y sufrimientos, hacen difícil encarar  el futuro con confianza e interpretar el presente con claridad.
     538  El esoterismo implica, por lo tanto, vivir una vida a tono con las realidades subjetivas internas, posible únicamente cuando el estudiante está inteligentemente polarizado y mentalmente enfocado,  siendo de utilidad sólo cuando él puede moverse entre estas realidades internas con destreza y comprensión. El esoterismo implica además comprender la relación que existe entre fuerzas y energías y el poder de utilizar la energía para reforzar y luego emplear en forma creadora las fuerzas con las cuales ha entrado en contacto, de allí su redención. El esoterismo usa las fuerzas del tercer aspecto (de la sustancia inteligente) como receptoras de las energías de los dos aspectos superiores, y al hacerlo redime así a la sustancia. Es también el arte de hacer descender a la tierra esas energías que emanan de fuentes superiores, para arraigarlas o introducirlas. Un ejemplo ilustrativo lo tenemos en la actividad esotérica de un grupo mundial de estudiantes que dio por resultado la divulgación de la enseñanza sobre el Nuevo Grupo de Servidores del Mundo, introduciendo y fijando en la conciencia de la humanidad la realidad de la existencia del trabajo de este grupo fundamentalmente subjetivo; así centralizó el trabajo de este grupo y su
     179   Telepatía entre la Jerarquía de Maestros, como un grupo o parte de Ella, y grupos de discípulos. Muy poco puedo decir sobre esto, y lo que podría decir no lo comprenderían. El experimento que se efectúa ahora en conexión con el Nuevo Grupo de Servidores del Mundo está vinculado con este método de trabajo telepático.  Algunos de estos métodos han sido lógicamente tergiversados en el plano físico. Mediten sobre esto y señalen las analogías existentes. ¿Qué es la psicología de las masas con su cualidad irracional y su ciega actividad, sino una reacción en masa a las impresiones del plexo solar, a medida que pasa de un grupo a otro? ¿Qué es la llamada opinión pública, sino las vagas reacciones mentales de los hombres que empiezan a palpar el camino hacia la actividad, o la acción de las mentes más activas y poderosas, en el plano mental? La palabra escrita o hablada no es en sí misma suficiente para explicar el alcance de la opinión actual. ¿Qué es esa información, considerada oportunamente exacta, que se difunde rápidamente entre las razas salvajes, sino una manifestación de esa telepatía instintiva que emplea el cuerpo vital y los fluidos pránicos como medios de expresión?
     381  Convendría intercalar aquí una observación que podrá ser de valor y proporcionar iluminación. Nos ocupamos --como grupo ya lo habrán observado-- con la recepción de la impresión, por grupos  o conjuntos de grupos compuestos de Seres vivientes que tienen Sus propios agentes de distribución o impresión. Toda la historia evolutiva de nuestro planeta consiste en recibir y distribuir, tomar y dar. La causa del malestar de la humanidad (que ha vivido en dificultades económicas en los últimos doscientos años, y en el impasse teológico de las iglesias ortodoxas) se debe a que tomamos y no damos, recibimos y no compartimos, acumulamos y no distribuimos. Este quebranto de la Ley ha colocado a la humanidad en la posición de culpabilidad. La guerra es el precio lamentable que la humanidad ha tenido que pagar por el gran pecado de la separatividad. Las impresiones de la Jerarquía han sido recibidas, tergiversadas, mal aplicadas y erróneamente interpretadas; la tarea del Nuevo Grupo de Servidores del Mundo consiste en contrarrestar ese mal, siendo estos servidores para la humanidad lo que los Budas de Actividad son para Shamballa y lo que el grupo de divinos Contemplativos --los Nirmanakayas-- son para la Jerarquía
     387  c.  El Nuevo Grupo de Servidores del Mundo es impresionado por la INTELIGENCIA activa de Dios; traducen esta divina impresión, reduciéndola a dos grandes etapas que llevan luego a la manifestación concreta.
     395  La influencia de los Ashramas de los Maestros a medida que afectan a los aspirantes del mundo, a los humanitarios y a los idealistas. Estos agentes de impresión, siete en total, constituyen siete corrientes distintas de energía impresora que afectan a los siete tipos de rayos. Los Ashramas unidos forman el Gran Ashrama de Cristo y afectan a toda la humanidad; este Gran Ashrama funciona únicamente a través del Nuevo Grupo de Servidores  del Mundo, cuyos miembros pertenecen a todos los rayos, se hallan en todos los grados de desarrollo y trabajan en los distintos sectores de la vida y del esfuerzo humano.
          403  La Ciencia de Impresión --si es estudiada por los discípulos y por el Nuevo Grupo de Servidores del Mundo-- facilitará enormemente la presentación de esos ideales que condicionarán el pensar de la Nueva Era, y oportunamente traerán una nueva cultura y una nueva expresión de la civilización que tiene por delante la humanidad, reemplazando a la actual civilización y proporcionando nuevos campos de expresión. En realidad, esta ciencia es la base de la teoría de las relaciones y conducirá a expandir la idea de las rectas relaciones humanas, que hasta ahora, como simple frase, ha estado limitada a un deseo ideal de lograr la correcta interacción entre los hombres, los grupos y las naciones, restringida a la sociedad y a la interacción humanas, y aún sigue siendo una esperanza y un anhelo. Sin embargo, cuando la Ciencia de Impresión sea correctamente comprendida y se lleve al campo de la educación objetiva, se hallará que está estrechamente vinculada a la enseñanza que comienza a surgir acerca de la invocación y la evocación, la cual se irá ampliando hasta abarcar no sólo las rectas relaciones humanas con los reinos superhumanos, sino también con los reinos subhumanos. Esto, por lo tanto, concernirá a la respuesta sensible de los mundos natural y sobrenatural a Aquel en Quien  vivimos, nos movemos y tenemos nuestro ser; relacionará correctamente a la humanidad con todos los aspectos y expresiones de la naturaleza divina, profundizando el contacto subjetivo y produciendo una manifestación objetiva más divina y más de acuerdo con el propósito divino; conducirá a un gran cambio en la conciencia humana, desde los niveles emocionales y de la vida física (en los cuales está enfocada la humanidad) hasta los de la percepción mental.
     411  En esta exégesis he dado mucho material para reflexionar, en conexión con las posibilidades telepáticas. Todo esto encaja en el tema del servicio mundial, porque se ha de aplicar en la expansión, en gran escala, de la conciencia humana. Ésta es una de las tareas principales del Nuevo Grupo de Servidores del Mundo.
     537  Esta Ciencia de Contacto gobierna todas las relaciones de nuestra vida planetaria, incluyendo, por ejemplo, la armonía que se está estableciendo entre la humanidad y los animales domésticos. Dichos animales son para su propio reino lo que el Nuevo Grupo de Servidores del Mundo es para la humanidad. El Nuevo Grupo de Servidores del Mundo es puente de unión y medio de comunicación entre la Jerarquía ‑el quinto reino‑ y la Humanidad ‑el cuarto reino‑ de acuerdo al actual Plan divino; los animales domésticos cumplen por lo tanto una función análoga entre la humanidad el -cuarto reino‑ y el reino animal ‑el tercero. Tales analogías frecuentemente son campos fértiles de iluminación.
     836  Todo lo que podemos conocer de ese Propósito es el Plan jerárquico, y sólo los discípulos y los aspirantes avanzados pueden juzgar y reconocer. Este Plan se basa en el reconocimiento de la guía divina en el pasado, en el reconocimiento del progreso que va de ese pasado al presente, además del esfuerzo por llegar a ser sensible a la correcta emergencia de ese Plan ‑que encarna un aspecto del Propósito‑ en el futuro inmediato. El propósito está relacionado con el pasado, el presente y el futuro. Los Agentes del Plan son impresionados desde Shamballa, vía los Nirmanakayas; el proceso entonces se repite, y la humanidad avanzada se convierte en receptora, receptora sensible del Plan, tal como le ha sido trasmitido por los Agentes Impresores, los Maestros, que actúan a través del  Nuevo Grupo de Servidores del Mundo. Este grupo constituye la analogía inferior de los Nirmanakayas, receptores de la impresión proveniente de Shamballa. Por lo tanto, verán la belleza y la síntesis, la interdependencia y la interacción colaboradora que se manifiesta por intermedio de la cadena jerárquica, desde el Agente más elevado, hasta el más humilde receptor de la  impresión divina.
    1310  Todo lo que hemos considerado se efectúa dentro del cuerpo etérico del planeta, porque todos estos centros existen sólo etéricamente y no son afectados por el hecho de que las “unidades de energía” de Shamballa o de la Jerarquía puedan estar actuando como vehículos físicos. Algunas lo están, otras no. Las Vidas acondicionadoras, en ambos Centros, actúan solamente por medios etéricos, manejando y controlando energías; el Centro Humano, con sus “unidades de energía” actúa hoy, en gran parte, en niveles puramente físicos o por medio de ese tipo de sustancia que denominamos “materia”; los hombre trabajan con formas externas, con  elementos tangibles y con factores materiales. Las “unidades”, en los demás Centros, trabajan con sustancia y no con materia. Esta distinción es muy importante y vital. La Jerarquía existe en el plano búdico, el primero de los éteres cósmicos, y opera desde allí impresionando a la materia mental. Shamballa actúa en los niveles de los tres éteres superiores, mientras que la humanidad opera principalmente en los tres mundos  del plano físico denso cósmico. El Nuevo Grupo de Servidores del Mundo tiene, en dicho plano, “unidades de energía” que pueden trabajar con materia y con sustancia.