sábado, 13 de marzo de 2010

PRESENTACIÓN DEL BLOG

Buscando la verdad me he encontrado con algunas verdades que pienso compartir contigo.

La primera pregunta que me asalta es: ¿Qué es verdad?

¿Es sólo verdad aquello que se puede demostrar o va más allá de esos estrechos marcos del pragmatismo?

Cómo habrás comprendido enseguida, hay muchas verdades que son indemostrables; pero son aceptadas como verdades. El amor es una de ellas. Otras, como el calor, es la ausencia de su opuesto, el frío. Con lo cual podríamos decir que el calor es algo relativo, aunque se pueda medir en grados. Una persona que vive en Groenlandia podría tener calor cuando nos visita en España o en Venezuela, a pesar de que el termómetro marque sólo 10 grados centígrados.

Conocerás a las buscadores de la Verdad en aquellos que pregonan el amor y el respeto a todo lo creado. El cerebro humano es incapaz de comprender toda la verdad. La Verdad que se puede explicar, no es la Verdad Suprema; esa Verdad es la que buscan los mas excelsos dioses del universo .El camino de luz, amor y servicio a todos, es el que conduce a la Verdad. El miedo, el terror, la ira, etc., es el camino que utilizan las fuerzas oscuras para imponer su ley, no la verdad. La Verdad no va en contra de nadie, ni se impone por la fuerza. Sólo con discernimiento claro, amor puro y servicio altruista, se puede encontrar el camino de luz que recorrió el Señor Buda.
Los buscadores de la Verdad, han de plantearse el tema desde el punto mas elevado posible, quizás teniendo en cuenta aquello que dijo el Cristo "la Verdad os hará libres". Cuando mentalmente hemos alcanzado algún nivel de conocimiento, con el cual estamos íntimamente de acuerdo, y que llega incluso a colmar las ansias de búsqueda, podríamos decir, que esa es la verdad a la cual tenemos acceso en ese momento, y que quizás mas adelante, esta verdad sea sustituida por otra mas elevada e incluyente. Algún día nos daremos cuenta, que lo que llamamos Verdad, está formada por las verdades menores, mas otras que unen a todas en un conjunto totalmente armónico y coherente.
La Verdad es la vida, la asimilación, el estado de conciencia en que estamos. Quizás el problema resida en que no sepamos el tipo de conciencia que tenemos y seguidamente percibimos la clase de cerebro que tenemos y el tipo de mentalidad a que ha sido sometido, influenciado por los padres, los estudios, los amigos, la religión, la política, etc. . Quizás, incluso queramos saber mas y nos metemos en ocultismo para seguir con el ansia de descubrir mayores verdades y aceptemos la hipótesis de la reencarnación y de la lección que el alma trata de aprender en esta vida, con lo cual, ciertas facetas de esta mente han quedado inhibidas para pulir aspectos incomprendidos en otras encarnaciones ... así que al ir avanzando en el camino, el esoterismo es el siguiente montículo que hay que escalar, si queremos ver mas lejos en este enmarañado mundo de apariencias. En el camino esotérico, aprendemos que hay leyes que rigen la evolución, que rigen las energías que condicionan el mecanismo de respuesta a los impactos externos e internos de la luz y del sonido, y, que éstos también se pueden percibir por diferentes órganos y en diferentes estados de conciencia. Vemos que todo es el mismo tipo de energía, que es captada de manera diferente para producir ciertos efectos y lograr cotas de conocimiento, que al ser experimentado de varias formas, en diferentes ocasiones, van ofreciendo una variedad de contactos, que nos acercan a vislumbrar mayores alturas del inmenso tortel que es la Creación ... y quizás incluso, al comprender la obra de Dios, también lleguemos a entrever el propósito inicial subyacente, con lo cual, esa Verdad-hipótesis, adquiere una nueva dimensión.
En esta carrera filosófica (de amor a la verdad), vamos descubriendo pequeñas verdades, por las cuales no se nos da diploma alguno; pero nos dan acceso a verdades mayores, mas luminosas. Habremos de aceptar, que la Jerarquía planetaria, tiene acceso a verdades mas elevadas. Sus ansias en pos de la verdad se han disipado, ellos pueden tener acceso a ciertas verdades ocultas en los archivos akashicos; pero no tienen libre acceso al propósito divino, aunque tratan de responder a EL, acatando las leyes a las cuales ellos también se ven sometidos, pero aquí las palabras quizás no sean las mas adecuadas para expresar su grado de adhesión a éstas, ya que las comprenden y trabajan con ellas...

La humanidad tendría ya que empezar a buscar las grandes verdades, las mas incluyentes, para así despertar en su mayor esplendor el AMOR, el amor con mayúsculas, que arropado con el conocimiento desapegado (el que no se impone por la fuerza, si no por su propia fuerza) y un discernimiento muy agudo, podría ser la catapulta para SERVIR a la humanidad de una manera tan sencilla, honesta y humilde como Aquel que pasó a la historia de la humanidad con el nombre de Jesús el Cristo y cuyo espíritu indómito y de libertad está despierto en algunos seres humanos... el resto, se conforma con su verdad ...
La verdad es gradual como la propia evolución y cada uno tiene acceso a la verdad a la que puede responder de una manera consciente; incluso podría oir verdades más elevadas; pero al no estar preparado para reconocerlas, su conciencia no llega a registrarlas.
Podríamos poner como ejemplo la verdad a la que tiene acceso el propio Buda, en la excelsa altura que le confiere su novena iniciación e incluso su misión como embajador del Logos Solar ante la Logia de Sirio, ésa está matizada por sus necesidades de Servicio Planetario y el rayo de su Mónada, mientras que aquella a la que tiene acceso el Cristo, depende de su octava iniciación y del Servicio que presta a la Jerarquía planetaria a través del segundo rayo, adoptado por un largo ciclo de tiempo, hasta que en el momento del Juicio a las almas de la Humanidad, decida un nuevo campo de servicio con aquellas que den la talla para seguir adelante con el experimento actual, de evolución acelerada a través de las iniciaciones ... entonces, quizás adopte el primer rayo de Poder, para poner al alcance de los mas adelantados, los cimientos del Propósito Divino, con lo cual las energías que tendrá que manejar serán totalmente diferentes y la Verdad a la cual tenga acceso, será la de Conocedor de parte de la Mente del Logos Planetario.
En la asimilación de todos los libros del mundo, no podremos encontrar la Verdad, quizás podamos saciar nuestra ansia de conocimiento, pero la Verdad, está mas allá de la mente concreta. Todo el conocimiento del mundo, tiene que ser deglutido, vivido y demostrado en nuestra vida diaria y con una meditación correctamente dirigida, quizás llegue a completarse con algunas experiencias oníricas, que pondrán algo de orden en el enorme puzzle mental. Con el paso del tiempo, quizás algún contacto con la propia alma o incluso con el Maestro (atención a esos posibles contactos), se pondrá LUZ, la maraña adquirirá brillo y se convertirá en Sabiduría; pero la búsqueda de la VERDAD no habrá concluido, la sed quizás se habrá calmado; pero nos quedan aún muchas verdades por trascender.

Sin embargo persiste la duda, el opuesto que hemos de enfrentar siempre que alcanzamos alguna verdad. Sólo cuando hemos podido constatar con nuestra experiencia, de diversas formas y en momentos diferentes, podemos aceptar que esas experiencias empiezan a formar parte de nuestras verdades, aunque luego se nos diga que nuestro cerebro nos ha engañado al fabricar determinado tipo de sustancia.


Hay otra pregunta que me hago algunas veces: ¿Existe la VERDAD SUPREMA? Creo que lo sabré en el momento en que de con la pregunta suprema.

Recuerdo haber escrito algo al respecto cuando un miembro de la secta del mismo nombre en Japón, gaseó y mató a unos cuantos pasajeros del suburbano.

La verdad suprema es aquello que ni los mas excelsos dioses del cosmos han descubierto; pero eso está aun muy lejos de nuestra más calenturienta imaginación.

Una de las verdades más elevadas que he acabado aceptando es la existencia de un Dios o Logos Creador, que cuida de que su creación alcance las metas propuestas. Cuida de que la humanidad alcance la iluminación o iniciación a través de un Plan cuidadosamente diseñado y revisado cada 25 años por los miembros de la Jerarquía Oculta Planetaria y nuevamente cada 100 años en la Cámara más secreta de Shamballa.

Si hay algo que ese Dios ha dicho es: “sed felices”… en la búsqueda de esa felicidad empleamos todos los recursos a nuestro alcance como la inteligencia o la fuerza. Cómo verás acabo de decir que Dios existe y eso es una gran respuesta, aunque tendría que matizar muchas cosas al respecto. Una de ellas es que Dios no es el que nos han transmitido las tradiciones cristianas. Dios, nuestro Logos Planetario es el alma de nuestro planeta, de la misma forma que nuestra alma es el dios que está relacionado con nuestra personalidad.
Hay grandes científicos que aceptan la existencia de un dios, ya sea a traves de lo que modernamente acepta la ciencia oficial bajo la tesis del diseño inteligente. No es aceptable que sólo la ley del azar condicione la evolución de las especies. Hay detrás de la creación un diseño de tal inteligencia que se escapa a la ciencia. Cito estos cinco grandes científicos como ejemplo de esta tesis.

Ampere: Cuan grande es dios y nuestra ciencia una simpleza.

Copérnico dijo: ¿Quien no adoraría al arquitecto de todas estas cosas?

Darwin dijo que jamás he negado la existencia de Dios, Pienso que la teoría de la evolución es compatible con la fe en Dios.

Johannes Kepler dijo que Dios es grande y grande es su poder, infinita su sabiduría.

Newton: que todo esto sólo ha podido salir de un Ser omnisciente y omnipotente.


A medida que reciba preguntas de interés general, las iré añadiendo al blog. Si tienes alguna de ese género, usa mi mail xavier@xavierpg.net.

A lo largo de estas páginas vamos a desgranar, conjuntamente, algunos caminos para lograr algo más de luz sobre temas que son actuales. Para ello usaremos la inteligencia, el amor y la intuición como sensores del alma, que anima nuestra personalidad en la búsqueda de la zanahoria dorada de la verdad, que calme las in-quietudes de la mente.

Te animo a participar de este experimento y que me aportes tus comentarios o las respuestas que hayas encontrado para hacer que esta llama sea más brillante, aunque posiblemente me sea imposible contestar todos los comentarios, pues estoy escribiendo el libro La clave oculta del Nuevo Testamento que encontrarás en la página de mi blog.