miércoles, 21 de marzo de 2012

TRIANGULOS, el trabajo de triángulos


RESUMEN DEL TRABAJO DE  TRIANGULOS

Promovido por BUENA VOLUNTAD MUNDIAL (BVM).

Extractado de varias fuentes



Nosotros estamos viviendo una de las crisis más grandes de la historia de la humanidad. Problemas de toda índole nos suceden cada día y se nos informa constantemente de la paz o de la guerra, pobreza o abundancia, problemas raciales, conflictos políticos o industriales, etc. Divisiones en las diferentes religiones, choques intergeneracionales entre jóvenes y viejos; pero lo que más destaca es el conflicto entre lo material y lo espiritual, lo personal y lo universal….



A pesar de todo ello, hay un reconocimiento universal de que estamos entrando en una nueva era. La ciencia ha contribuido a transformar la tierra en un todo único, el conocimiento y la inteligencia humana  han alcanzado una altura como nunca.



Innumerables movimientos basados en la BUENA VOLUNTAD están intentando crear un mundo mejor, y, el reconocimiento de que la humanidad es una unidad esencial está calando en la conciencia de todos.



De igual modo está tomando forma el hecho de que el mundo tiene un destino espiritual. Detrás de la evolución hay un propósito perenne al cual llamamos el PLAN DE DIOS,  este Plan puede tornarse realidad sólo a través de la humanidad. Cada uno de nosotros es responsable de la comprensión de ese Plan, y, por hacer todo lo que esté a nuestro alcance en nuestra vida diaria y para expresar su sentido y significado.



La humanidad tiene el poder de afectar los asuntos mundiales, por medio de la invocación unida y dirigida. El poder del pensamiento unido, de hombres y mujeres de  buena Voluntad, puede crear un canal de comunicación directa entre Dios y la humanidad a través del cual puedan afluir energías espirituales para curar y reconstruir el mundo enfermo.  Esta fuerza siempre que esté correctamente dirigida y empleada, puede ser la fuerza salvadora de la humanidad.



El trabajo de TRIANGULOS se ha estado realizando durante más de 70 años para movilizar y unir el poder del pensamiento de hombres y mujeres de buena voluntad.



El método es muy simple. Tres personas (o grupos y personas) acuerdan en unirse mentalmente cada día para invocar el poder de la LUZ y de la BUENA VOLUNTAD en SERVICIO  a la HUMANIDAD.  Este TRIANGULO formado, es símbolo de la Divinidad Universal. Cada miembro del triángulo, puede formar otros triángulos o grupos, formando de esta manera una red de pensamiento iluminado y de buena voluntad que circunde toda la tierra.



La red de triángulos formada de esta manera

·     Provee un canal para la circulación de pensamientos constructivos.

·     Es una manera para transformar del clima espiritual del planeta.

·     Es un medio de distribución de energía espiritual, elevando y transformando las consciencias y las vidas humanas.



El trabajo de TRIANGULOS es sencillo. Sólo requiere un par de minutos para ponerlo en práctica y puede ser adaptado a cualquier programa de actividades.



Los miembros se sientan, cada día,  por unos momentos, sin importar en que parte del mundo estén, y se unen mentalmente con los otros dos miembros de su triángulo o triángulos, invocando las energías de la buena voluntad, las visualizan como circulando a través de los tres puntos focales y la envían a fortalecer la red de triángulos que circunda al mundo. Al mismo tiempo repiten la GRAN INVOCACION, ayudando de este modo a la formación de ese canal para afluencia de LUZ Y AMOR  (desde el Buda y Cristo) a toda la Humanidad. No es necesario sincronizar la hora cuando se realice al trabajo, ya que el triángulo es de sustancia mental y empieza a ser reactivado cada vez que uno de los miembros empiece a meditar.





Como se construye un triángulo



    Nos unimos por el pensamiento con los otros dos miembros de cada triángulo.



   Visualizamos la Luz y la Buena Voluntad circundando por los tres puntos de    cada triángulo como si fueran tres cables unidos y más tarde los visualizamos       circulando por la Red de triángulos Mundial.



   Recitamos la Gran Invocación por amor y servicio a la Humanidad.





El Lugar



Tranquilo, sentado confortablemente, con los ojos cerrados, sin pensamientos, concentrándose en ayudar a la humanidad nos conectamos con la Red de triángulos.



Visualización



Visualizar que nuestros triángulos forman parte de la Red Mundial de triángulos.



Visualizar la luz y la Buena Voluntad vertiéndose en cada uno de los tres puntos de su triangulo, circulando alrededor del mismo, de un punto a otro y fluyendo al corazón de los hombres y mujeres del mundo entero… El punto crístico puede ser hallado en el punto central de cada triángulo.



Seguidamente se enuncia la Gran Invocación, bien silenciosamente, bien en voz alta. En cada estrofa visualizar la red de enlace entre el mundo de las realidades espirituales y la humanidad como un canal por donde fluye la Luz, el Amor y el Poder Divino hacia la Humanidad.





Objetivos



El objetivo de los Triángulos es cooperar en la manifestación del Plan Divino trabajando para:

·     Establecer correctas relaciones humanas y extender la Buena Voluntad y la Comprensión entre los hombres.

·     Elevar el nivel de la conciencia humana y transformar la atmósfera mental y espiritual del planeta.

·     Ayudar a sostener el trabajo de los hombres y mujeres de Buena Voluntad en el mundo.

·     Constituir una reserva de pensamientos e inspirar actividades constructivas y prácticas para beneficio de la Humanidad.





LA GRAN INVOCACION



Desde el punto de Luz en la Mente de Dios,

Que afluya luz a las mentes de los hombres;

      Que la Luz descienda a la Tierra.



Desde el punto de Amor en el Corazón de Dios,

Que afluya amor a los corazones de los hombres;

      Que Cristo retorne a la Tierra.



Desde el centro donde la Voluntad de Dios es conocida,

que el propósito guíe las pequeñas voluntades humanas,

       El propósito que los Maestros conocen y sirven.



Desde el centro que llamamos Humanidad,

Que se realice el Plan de Amor y Luz

  Y selle la puerta donde de halla el mal.



Que la Luz, el Amor y el Poder restablezcan el Plan en la Tierra.



Om… Om… Om…




No hay comentarios:

Publicar un comentario